dom 21 de julio de 2024

logo autocosmos Vendé tu auto
Novedades

El VW Golf cumple 50 años con ocho generaciones cargadas de historia

Cinco décadas después de su nacimiento, el hatchback alemán sigue siendo referente, en un mundo dominado por los SUVs, y con la electrificación tocando la puerta.

El VW Golf cumple 50 años con ocho generaciones cargadas de historia

Pocos autos tienen tantas historias y anécdotas que contar como el VW Golf, que desde su concepción hasta su evolución ha sido un referente en la industria, volviéndose el auto ideal para miles de clientes, que durante 50 años lo han aceptado. Cifras oficiales de la marca indican que hasta hoy, más de 2.000 personas en el mundo eligieron un Golf diariamente desde hace cincuenta años.

No alcanzan las palabras para explicar medio siglo de vida, así que repasaremos las ocho generaciones del histórico Hatchback, algunas de sus evoluciones y ediciones especiales surgidas en cada uno.

Golf MK1

La primera generación del Golf tomó a todos por sorpresa: la colaboración entre Volkswagen Design y el afamado Giorgio Giugaro resultó en un auto que oficialmente incursionaba en un segmento que hasta ese momento no existía. El nuevo Golf Hatchback contaba con las ultimas tecnologías desarrolladas por una VW entusiasta y visionaria.

El entusiasmo era tal que, literalmente a escondidas, ingenieros de Wolfsburg desarrollaron el primer Golf GTI, sumándose luego llegaron las versiones "GTD", incursionando en el uso del diésel para modelos compactos, y por último el carismático Cabriolet. Volkswagen entregó 6,9 millones de unidades de la primera generación del Golf, y en Argentina son escasas.

MKII

La segunda generación surgió en 1983 y su mayor virtud fue conservar el espíritu y “sabor” de la primera, pero en una silueta más contemporánea para la época. Dentro de las novedades, el Golf MK2 sumaba el catalizador de gases y los frenos con ABS. Su participación en el motorsport vio nacer tecnologías como la sobrealimentación G60 y la tracción Syncro.

De esta generación, se derivaron las variantes G60, Rally G60, y el GTI recibió el motor de 16 válvulas. En el equipamiento de serie comenzaron a presentarse componentes de renombre: llantas BBS, tablero "VDO", asientos Recaro, etc. Los tapizados "Interlagos" y el pomo de la palanca de cambios con el diseño de una pelota de golf también aparecieron para los GTI. Volkswagen vendió 6,3 millones de Golf MKII, y tampoco es muy frecuente de ver en nuestro país.

MKIII

La tercera generación del Golf representó un importante cambio en el modelo allá de los años 90´s, una época en donde la seguridad automotriz comenzaba a “despertar”, por lo que Volkswagen le dio al Golf MKIII lo mejor del repertorio en esta materia: airbags, refuerzos estructurales, control de crucero, entre otros. El equipamiento de serie y la variada oferta de motores fueron el tentativo de esta línea del Golf..

Esta generación fue privilegiada al recibir el legendario motor "VR6", para la variante GTI. Volkswagen hizo más de cuatro millones de unidades del Golf MKIII, y esta línea fue la primera que se empezó a ver con más frecuencia en nuestro territorio.

MKIV

La cuarta generación volvió a superarse en temas de seguridad, sumando elementos electrónicos como el ESP, que significó un salto importante no solo para el modelo, también para el segmento. Se mantuvo el motor 2.0 L, se usó un 1.6 para las variantes más económicas y también hubo un 1.9 turbodiésel. Además, en otros mercados se ofreció una motorización de cinco cilindros en V y 150 CV. 

Las variantes GTI llevaron motores 2.0 L y 1.8 T según el mercado, pero sin embargo lo más sobresaliente de esta generación fue la llegada del mítico "Golf R32", una variante deportiva y superior en todos los aspectos a lo que hasta ese momento se había visto en el hatchback, contando con un motor VR6 de 3.2 litros, transmisión DSG, llantas "Aristos" de 18”, escape Remus y asientos Recaro, logrando una velocidad máxima de 250 km/h. Del Golf MKIV se produjeron cerca de 5 millones de unidades, y en Argentina son autos muy vistos y codiciados, especialmente en su variante GTI.

MKV

La quinta generación del Golf representó otra evolución sustancial con respecto a las cuatro anteriores. La tecnología permitió nuevas técnicas de construcción que volvieron al hatchback uno de los autos más seguros, gracias a su mayor rigidez estructural y torsional, hasta ocho bolsas de aire, una nueva configuración en la suspensión trasera, entre otros.

En su quinta entrega, el Golf contó con más variedad de motores, destacando los 2.0 L y 2.0 L TFSI acoplados a la transmisión DSG o manual para la variante GTI que, para ese entonces, celebraba su 20 aniversario con una edición especial. En esta generación, Volkswagen volvió a apostar por el R32, con el mismo motor VR6 de 3.2 L, y se destacó el Golf más radical de todos: el GTI W12 650con un impulsor de doce cilindros en W y 650 CV. Como dato curioso, en Argentina contamos con dos unidades del Golf MK5 R32 (una estuvo en venta hace unos días a 210.000 dolares), ambas importadas. El Golf MK5 "convencional" no se vendió en Argentina, sino que tuvimos un "restyling" brasileño del MK4.

MKVI

Para 2008, llegó la sexta generación del Golf, y nuevamente la tecnología en seguridad y manejo fueron destacables. El Golf se había ganado las "5 estrellas NCAP", y la marca dirigió sus esfuerzos a las tecnologías de iluminación y a la seguridad dinámica del auto. Nuevamente, el Golf estaba un paso adelante de sus competidores y de la época.

Las variantes Golf R (sin el VR6) y GTI evolucionaban con una actualización del motor 2.0 TSI, colocándose como los más potentes de toda la gama. La casa de Wolfsburg produjo cerca de cuatro millones de Golf MK6, y el "GTI" fue la única forma en la que recibimos la sexta generación en nuestro país. Como dato no menor, en 2009, el Golf obtuvo el título de “Auto Mundial del Año”.

MKVII

La espera por el nuevo Volkswagen Golf tuvo sus recompensas. Para la séptima generación, la marca alemana anunciaba un cambio grande en la arquitectura, adoptando una plataforma modular denominada "MQB", más ligera, resistente y con proyección para el futuro. Luego de dos generaciones sin los Golf convencionales en Argentina, el MK7 marcó el regreso a nuestro país, importado desde México en variantes "normales" y GTI. A mitad de vida de la séptima generación del Golf, hubo un rediseño (MK7.5) que retocaba levemente las luces, paragolpes y otros elementos, sumando tecnología acorde a la época para mantenerlo actualizado. 

Allá por 2014-2015, VW daba sus primeros pasos en el camino de la electricidad, y qué mejor que con el icónico hatchback. Así apareció -en Europa- la variante e-Golf, seguida por el "GTE". La gama R también fue protagonista en la séptima generación; con los "Golf R" y "R Variant", con el motor 2.0 TSI llevado a 300 CV y tracción integral. Si bien en un momento se había confirmado la llegada oficial del Golf R a Argentina, nunca se concretó, y solo hay una unidad en nuestras calles, la cual fue importada por un diplomático.

 

MKVIII

Ya con la octava generación del Golf en Europa, VW decidió dar por terminada la producción del Golf en México, y por consecuente, la llegada a Argentina. La carga tecnológica ha sido una parte fundamental en la octava entrega del hatchback, tanto para la conducción y el desempeño, como para la seguridad activa y pasiva. Una de las evoluciones más notables es en el apartado de la conectividad e infoentretenimiento, que con el reciente restyling (MK8.5) se ha sumado la inteligencia artificial a través del sistema "ChatGPT".

Por su parte, los Golf GTI"R" se anunciaron como la generación más tecnológica, con el mismo motor 2.0 TSI, pero con un poco más de potencia. Nuevamente, el nivel de equipamiento, y la variedad de motores fueron los elementos destacados del hatchback, que ahora apunta a la eficiencia y la electrificación.

No hace falta recordar la importancia del Volkswagen Golf en la industria automotriz mundial, y aunque es muy probable que sus días estén contados como modelo a combustión, Volkswagen ha sabido buscarle un lugar en la electrificación, con la prevalencia del e-Golf. De todas formas, los planes pueden cambiar en cualquier momento y quién sabe qué pasará con el Golf. Sea cual sea su destino, el legado que ha construido este hatchback en sus 50 años de vida prevalecerá por siempre en la historia del automóvil.

¿Tuviste algún Golf de las generaciones que vinieron a Argentina? ¡Contá tu experiencia!

10 cosas que tenés que saber del Golf MK7

Jonathan Miranda recomienda