sáb 22 de junio de 2024

logo autocosmos Vendé tu auto
Test drive

Test Drive Honda ZR-V: entre la H y la C, está la Z

En esta prueba de manejo analizamos como le va al nuevo SUV que viene a competir en el segmento C small con Compass, Corolla Cross y Taos.

Test Drive Honda ZR-V: entre la H y la C, está la Z

Vamos desde el principio, Honda ofrece el HR-V en el segmento B y el CR-V en el C, sin embargo, el primero quedaba chico para mercados como el de EE.UU. y por eso creó un HR-V específico.

Producido en México con la plataforma del nuevo Civic, este nuevo SUV se inscribe en lo que llamamos segmento C small, es decir, no tan grande como el nuevo CR-V, que llegará a Argentina a inicios de 2024. ¿Cómo venderlo en los mercados donde ya hay HR-V? Rebautizándolo como ZR-V

¿Sus competidores naturales? La nueva camada de SUV C chicos como Jeep Compass, Toyota Corolla Cross y VW Taos.

Honda ZR-V: diseño

Es curioso describir al nuevo ZR-V, tiene más de deportivo que de aventurero, pero tampoco es agresivo ya que lo definen líneas suaves y redondeadas. Las proporciones alargadas y el techo relativamente bajo le confieren más espíritu de familiar elevado que de SUV.

El ZR-V no se inscribe en la nueva estética de Honda, como la estrenada los nuevos HR-V y CR-V, incluso parece tener elementos de otras marcas y modelos ya sea en el frente como atrás, ¿cuáles? Lo dejo a tu criterio.

Honda ZR-V: por dentro

Abrimos la puerta y el ZR-V es 100% un Honda de última camada, de hecho parece haber recibido un trasplante del nuevo Civic. Líneas simples, tablero plano, rejilla tipo panel de abejas y controles de climatización como colgando le dan hasta un aire minimalista de autos de los 60s y 70s que son actualizados a esta década por la pantalla flotante.

Entre los asientos hay un puente que va desde el apoyacosas con cargador inalámbrico hasta un apoyabrazos con guantera pasando por el centro angosto donde se alojan el freno de mano eléctrico y otros botones. Abajo hay un espacio que incluye puertos USB C de cada lado.

Los materiales son simples, sólidos y con secciones en cuerina acolchada, tanto en tablero y torpedo como en contrapuertas. Todo el conjunto se siente bien “atornillado” aunque la parte central podría ser más sólida.

Honda ZR-V: Asientos traseros y baúl

Las plazas traseras del ZR-V no tienen amenidades como salidas de aire o apoyabrazos, pero ofrecen inmenso espacio para piernas y cabezas, además de dos puertos USB C. El piso plano favorece el confort de un ocupante en la plaza central.

El baúl es amplio, profundo y de piso algo alto que esconde un inmenso ordenador de poliuretano y debajo un ruedín de auxilio. La buena noticia es que si prescindís del socotroco de Telgopor te entra una rueda como las titulares. Lo más curioso es la bandeja del baúl que se parece a los parasoles que se pliegan.

Honda ZR-V: Equipamiento y seguridad

El nuevo Honda ZR-V se ofrece en Argentina en dos niveles de equipamiento, podés revisar que trae cada uno en el Catálogo de Autocosmos, acá vamos a centrarnos en lo más destacado de la unidad probada, Touring.

Además de lo que ya te mencione en otras secciones de este test drive, lo más interesante en el ZR-V es la dotación de seguridad con paquete de ADAS completo llamado Honda Sensing que incluye los habituales:

  • Altas automáticas
  • Autofrenado de emergencia
  • Crucero adaptativo
  • Mantenimiento de carril
  • Aviso de punto ciego

Honda está muy orgullosa de que el sistema prescinde del radar y trabaja con una cámara con ángulo de visión más amplio. En la práctica esperaba que el crucero adaptativo “viera” antes cuándo un auto se metía en mi carril, pero fuera de eso todos los sistemas funcionan muy bien.

Quiero destacar el llamado Honda LaneWatch que usa una cámara en el retrovisor derecho y te muestra en la pantalla lo que pasa de ese lado cuándo apretás un botón o ponés giro para ese lado, es práctico y suma a la seguridad.

Honda ZR-V: pantallas y multimedia

Los dos niveles del ZR-V ofrecidos en Argentina incluyen cuadro de instrumentos híbrido con velocímetros analógico y display color de 7” que ocupa 2/3 del cluster. Tengo que reconocer que es práctico, fácil de usar desde los controles del volante y con buena info, incluyendo avisos de navegador cuándo usas sistemas como Waze.

El equipo multimedia es por pantalla de 7” en el ZR-V LX y de 9” en el Touring acá probado. En nuestro caso no tiene navegador propio, e incluye Android Auto por cable y Apple Carplay inalámbrico. El funcionamiento es fluido y la calidad de imagen buena.

Al volante del Honda ZR-V

Antes de ponernos en marcha tengo que hablar de la interacción entre conductor y vehículo con una buena posición de manejo lograda con regulación de altura y profundidad para volante, y eléctrica para butaca, que te permite corregir inclinación de la parte delantera del asiento.

Un lugar destacado tienen las butacas delanteras, algo duras, pero que te agarran como un guante. Los retrovisores son grandes y dan buen panorama.

Antes de poner D, veamos que hay debajo del capot:

  • 2.0L 16V Dual VTC iVTEC
  • 157 CV y 187 Nm
  • Transmisión CVT con levas al volante
  • Tracción delantera

Aviso para los pesimistas: por el momento este modelo se produce y se vende con esta mecánica para todos los mercados a los que llega, incluyendo EE.UU., aún no hay versiones ni turbo, ni híbridas.

Ahora sí, nos ponemos en marcha y el ZR-V se desplaza con soltura, y la típica fluidez de una caja CVT que no tiene cambios y por ello no hay saltos. El problema está en el bajo torque que obliga a la caja a hurgar en la parte alta del tacómetro cada vez que queremos más reacción, ya sea en ciudad, pero especialmente en ruta.

Recuperaciones Honda ZR-V

80 a 120 km/h

  • En D: 7,3 segundos
  • En 3º: 7 segundos

Como verás, la recuperación es buena, creo que el mayor problema está en el software de la caja que en vez de simular cambios durante las aceleraciones, clava el tacómetro a un régimen y eso te hace perder sensación de aceleración.

En ruta el ZR-V es silencioso y viaja a 120 km/h reales (123 de velocímetro) con 2.500 rpm. Además el motor es bastante eficiente.

Consumos Honda ZR-V

  • 120 km/h: 7,1 L/100km
  • Urbano: 10 L/100 km

Autonomía Honda ZR-V

  • A 120 km/: 802 km
  • Urbano: 570 km
  • Tanque: 57L

Creo que a este SUV le vendría de maravillas el 1.5 Turbo de la marca, no solo porque sería más contundente en aceleraciones y recuperaciones, también porque el chasis se lo “bancaría” muy bien.

Sin estar calibrado como un deportivo, el ZR.V es entretenido de conducir, dobla plano, la suspensión trasera multibrazo ayuda a redondear las curvas y la dirección es suave, pero apunta con precisión, todo esto sin que el andar pierda confort o se ponga áspero.

Conclusiones Honda ZR-V

Si lo comparamos con los competidores que mencioné anteriormente, Compass hace más foco en la elegancia, Corolla Cross en el costo/beneficio y Taos es quizás el más parecido en enfoque, espacioso, completo sin demasiados "chiches", práctico y con buen promedio comportamiento / confort.

El ZR-V tiene un claro enfoque en seguridad y seguramente los clientes de la marca, que la siguen fielmente, encontrarán una buena alternativa al HR-V que perdió en potencia y al nuevo CR-V que se fue arriba en medidas y precio.

Hablando de precio, por el momento es en dólares y depende mucho del acuerdo que logres hacer con el concesionario… veremos que pasa en los próximos meses.

Test Honda ZR-V

Hernando Calaza recomienda