vie 12 de abril de 2024

logo autocosmos Vendé tu auto
Test drive

Test Drive BAIC X55II ¿La nueva maravilla china?

Probamos al nuevo SUV para saber si en la práctica es tan genial como su apariencia, equipamiento y ficha técnica.

Test Drive BAIC X55II ¿La nueva maravilla china?

Hace poco se presentó en Argentina el nuevo BAIC X55II. También conocido como Plus en otros mercados, este SUV del segmento C no pasa desapercibido, no solo por el color de la unidad probada, también por su diseño exterior e interior, dotación de confort y seguridad, y mecánica moderna.

¿Qué tal es toda la parafernalia del nuevo modelo en la práctica? Para eso le realizo su merecido Test Drive al BAIC X55II donde pongo a prueba a este nuevo SUV de la marca china. ¿Ídolo o gran farsante? Va el análisis.

BAIC X55II: Diseño ultramoderno

Test Drive BAIC X55II

Lo dije en el debut y lo vuelvo a decir ahora que lo estuve usando varios días, el BAIC X55II tiene facha de ultramoderno y la razón está en que parece un modelo eléctrico con sus superficies limpias y redondeadas, pero sobre todo por la parrilla delantera escondida entre los rombos color carrocería.

Todo el frontal respeta los lineamientos de moda con faros desdoblados, negro brillante (o junta polvo) y juegos lumínicos en sus luces alargadas, tanto las delanteras como las traseras. Rematan las manijas de puertas empotradas que se despliegan cuándo te acercás, otro elemento que solemos ver en modelos a baterías.

Más allá de eso, creo que es un modelo bastante normal con dos detalles interesantes como el remate del pilar C con cromo y negro, y el alerón partido en dos piezas.

BAIC X55II: ultra a la moda adentro

Test Drive BAIC X55II

Abrimos la puerta y nos encontramos con un diseño que llega a un grado de barroquismo en la cantidad de detalles.

Arrancamos por un tablero superior simple, con dos pantallas despegadas, multimedia e instrumental; parece minimalista hasta que llegás a los laterales donde aparecen elaborados decorados para las salidas de aire, embellecedor color carrocería y luz ambiental.

En las contrapuertas hay más obsesión por el detalle, con luz ambiental y distintas secciones, incluyendo una con superficie en forma de rombos.

El torpedo central en forma de puente sigue el estilo de moda (aparentemente infaltable en los SUV de china), solo que en este caso no se une al tablero dando la impresión de ser flotante. Se suman distintos portaobjetos, uno con cargador inalámbrico, y la selectora de caja estilo lancha o avión.

Test Drive BAIC X55II

El remate de la cabina está en las butacotas muy al estilo AMG con cabezal incorporado, cuero, costuras color carrocería y pieza metálica.

El resultado da idea de modernidad y de una calidad que es superior a la vista que al tacto. No quiero decir que la percepción sea mala, hay plásticos suaves, engomados, etc., y todo se siente sólidamente ensamblado, pero también quedan partes (como el pomo de cambios) dónde los materiales están a la altura de las pretensiones del BAIC X55II.

Asientos traseros, baúl y rueda de auxilio en el BAIC X55II

Test Drive BAIC X55II

En las plazas posteriores de este SUV hay hectáreas cúbicas de espacio ya sea para piernas, cabezas y hombros, pero además tenés todos los detalles de diseño de adelante (luces ambientales incluidas), salidas de aire, puerto USB y de paso disfrutás de mega techo de cristal.

El baúl no es inmenso, pero si grande, está bien terminado, y tiene piso alto, pero para esconder un gran organizador de telgopor que oculta un ruedín en medida 135/90 R17 Vs. las 225/55 R19. La buena noticia es que si te deshaces del socotroco entra un auxilio homogéneo.

Una solución interesante es el portón trasero motorizado que desde la pantalla se puede regular en ángulo de apertura, pero también según distintos parámetros de funcionamiento sin manos, pero eso te lo muestro en el Test de YT y en reels de Instagram y Tik Tok.

Test Drive BAIC X55II

Equipamiento y seguridad en el nuevo BAIC X55II

Básicamente trae de todo, podés ver el equipamiento completo y precio del BAIC X55II en el Catálogo de Autocosmos, acá vamos a ver lo más destacado, incluyendo asientos delanteros con calefacción y refrigeración, cámaras de 360º y cierre automático con sensor de lluvia del techo panorámico (solo funciona si el auto está encendido).

La dotación de seguridad es más interesante con todas las ADAS conocidas, sin embargo, acá tengo una queja, en la práctica son molestas e intrusivas, explico a continuación.

El aviso de punto ciego suena cada vez que te pasa un auto por la izquierda y no se puede apagar el pitido. Cuándo el mantenimiento de carril se activa te da un volantazo y te pega al margen derecho, con el susto volanteás vos y se desactiva… al tiempo se vuelve activar y vuelve a pasar lo mismo. Si bien tiene distintos grados de intervención, finalmente los terminás apagando.

Las dos pantallas del BAIC X55II

Test Drive BAIC X55II

Detrás del volente tenés un cuadro de instrumentos de 10,1”, que no tiene parasol, pero que tampoco me generó problemas de reflejos durante toda la prueba. La información es abundante, fácil de leer, y se puede poner según dos tipos de gráficas,.

El equipo multimedia parece chico ante tanto interior, sin embargo, en sus 10” y monedas está muy bien y te permite hacer de todo. La complicación está en que no tiene compatibilidad con Android Auto y Carplay, tenés una forma de espejar el celu, pero necesitás una app y no es lo mismo, incluso perdés el control táctil desde la pantalla.

Todo se controla desde el volante con dos perillas en que rotan y “clickean” y que resultan verdaderamente cómodas, útiles y fáciles de usar.

Comportamiento dinámico BAIC X55II

Test Drive BAIC X55II

Las expectativas son altas, este SUV no solo se muestra moderno, sino con todo para pelear de frente contra cualquier modelo del segmento C que pueda ofrecer una marca de las “clásicas”.

La ficha técnica del X55II arranca bien con un motor que parece moderno en tecnología y potencia:

  • 1.5L Turbo
  • Cuatro cilindros
  • 185 CV y 305 Nm desde 1.500 rpm
  • Caja doble embrague de 7 relaciones

Antes de arrancar acomodamos la posición de manejo, la butaca es cómoda, la regulación es eléctrica pero no tiene de inclinación del asiento y los retrovisores son grandes. Ahora sí, tiramos del selector, pasamos a D y como tengo el cinturón puesto se destraba solo el freno eléctrico de mano.

El BAIC X55II se pone en marcha suavemente y como me suele pasar con los productos de origen chino, la doble embrague se siente más como una automática convencional, tanto por suavidad como por reacción no tan rápida o directa.

Test Drive BAIC X55II

El motor empuja bien, casi no hay demora en su reacción al pedal derecho. La dirección es ligeramente sobreasistida, pero está bien juzgada y el pedal de freno tiene un recorrido algo ocioso en el primer tramo. El aislamiento de la topografía del camino combina suspensiones mullidas con neumáticos algo rígidos que marcan los golpes más secos.

En ruta este BAIC es silencioso y se mueve a 120 km/h (123 de velocímetro) con 2.300 rpm. Estable en recta, tiende a rolar en curvas. ¿Empuja el 1.5T?

Recuperación 80-120 km/h BAIC X55II

  • En D: 7,5 segundos
  • En 3º: 6,5 segundos

La reacción es buena y se nota que el motor tiene el torque que anuncia, también ese segundo de diferencia entre empezar en D y partir desde 3º (se hace con la palanca, no hay levas al volante) muestra que la caja no es tan rápida.

Hasta acá he probado varios modelos de origen chino con buenas prestaciones, pero siempre a costa de consumos elevados, veamos cuánta nafta me pidió a cambio el BAIX X55II.

Consumos

  • A 120 km/h: 7,8 L/100 km
  • Urbano: 10,5 L/100 km
  • Tanque de combustible: 56L

En este aspecto este SUV chino demuestra que está a la altura de las últimas generaciones de los modelos de su segmento.

Conclusiones BAIC X55II

Test Drive BAIC X55II

La marca demuestra que no solo puede ofrecer de todo, sabe cómo presentarlo, porque este SUV es muy completo y su envoltorio muy atractivo.

En el lado negativo están dos elementos que me complican la experiencia de uso, por un lado: la ausencia de compatibilidad con el teléfono, por el otro: las ADAS que más que ayudar me molestaron.

El remate es una mecánica realmente moderna que empuja bien y consume lo correcto, un espacio interior muy amplio, todo con un estilo bien a la moda.

¿Te gusta? Dejá tu punto de vista abajo en los comentarios.

Test Drive BAIC X55II o Plus

Hernando Calaza recomienda