Tecnología

Así piensa Ford la movilidad del futuro

Conectividad, vehículos autónomos, Big Data y experiencia del cliente, son las claves.

Así piensa Ford la movilidad del futuro

El aumento de la población urbana, de la contaminación en estas áreas y de la demanda de vehículos traerá grandes cambios en la movilidad, por ello Ford puso en marcha su Smart Mobility Plan que está investigando y desarrollando respuestas a estas tendencias.

Algunas soluciones pueden verse ya en tecnologías como las que se aplicarán en el nuevo Ford Focus, otras son de largo plazo. “Estamos buscando ser una automotriz que produce vehículos y una empresa líder en soluciones de movilidad, con el fin de cambiar la forma en la que el mundo se mueve, tal como hizo nuestro fundador Henry Ford” comenta Ken Washington, Vicepresidente de Investigación e Ingeniería Avanzada de Ford Motor Company.

El problema

Se espera que en 2030 hayan 40 megaciudades con más de 10 millones de habitantes (hoy son 25) y que la demanda de autos aumente, pero además, la forma de consumo ya está cambiando, algo que se aprecia en la generación de los millenials –nacidos entre 1980 y 2000- que desea la misma agilidad y conectividad de otros productos en sus medios de transporte.

Las soluciones desarrolladas por Ford incluyen vehículos que se comunican entre sí, con la infraestructura de la ciudad y con dispositivos móviles e inteligentes, con el fin de ayudar a evitar congestiones de tránsito y mejorar la experiencia conducción. Pero la tendencia irá más allá: “En el futuro, vemos un mundo donde los vehículos no serán propiedad de una sola persona, sino que serán compartidos entre dos o más propietarios y tendrán la capacidad de funcionar en forma autónoma o semi-autónoma y según las condiciones de la ciudad” agregó Washington.

En relación a los vehículos de conducción autónoma, empresas como Ford ya producen tecnologías que permiten estacionar en espacios paralelos y perpendiculares, ajustan la velocidad en función del flujo del tráfico y aplican los frenos en caso de emergencia. La empresa cuenta también con prototipos de investigación totalmente autónomos. Sin embargo, Washington comenta: “Creemos que la conducción automatizada es posible en ciertas áreas y entornos”.

En cuanto a conectividad, se espera que el número de smartphones a nivel global crezca a 5 mil millones en el próximo año, lo que representa el 80% de la población mundial. El sistema SYNC es una respuesta a esta tendencia, pero hay más para el futuro con la expansión de las capacidades de análisis de datos o Big Data, que permitirá ofrecer servicios personalizados para los conductores. “Los automóviles de hoy producen más de 26 gigabytes de información por hora, que nos ayudan a entender cómo las personas se mueven para reconstruir sus patrones de movimiento” comenta Washington y de cara al futuro agrega “Nuestro papel es brindar confianza para ofrecer servicios de valor para los clientes que elijan compartir sus datos con nosotros”. 

Hernando Calaza recomienda

Contanos que opinas